Un gran taller de reparación

8 marzo 2010

Si pudiésemos llevar al planeta Tierra al mecánico para hacer una revisión, ¿Qué crees que habría que reparar? Una pregunta similar se hicieron los dirigentes mundiales en 2000 y llegaron a elaborar una lista con 10 puntos que habría que resolver si queremos seguir con viviendo en este lugar.

Estos objetivos, igual que se plantean en multitud de organizaciones, hacen una llamada a la responsabilidad de los gobernantes, los ciudadanos, el sector privado, asociaciones etc. Son los que aparecen en la imagen:

Me interesa particularmente el primero, la pobreza extrema, ya que es a su vez causa y consecuencia de varios de los males que están acabando con la humanidad y el planeta.

Las Naciones Unidas se encargan de ir comprobando si se van cumpliendo estos objetivos ya que se pusieron fechas límite. Puedes encontrar más información en http://www.un.org/spanish/millenniumgoals/

También puedes pasarte por la exposición itinerante de Unicef que estará esta primavera de 2010 en Aragón: Facultad de Educación (4-12 marzo), IES Miguel Catalán (15-26 marzo), Casa de las Culturas (5-16 abril), IES Pirámide –Huesca (19-30 abril), CPR 1 Zaragoza (17-30 mayo).

A todos nos toca ser mecánicos.

Anuncios

Ansiedad y angustias

1 febrero 2010

Esta mañana temprano mientas esperaba al autobús ha aparecido delante de mí, a unos 20 cm de mi cara, una señora de buen aspecto y mediana edad que ha comenzado con voz quebradiza la breve conversación que transcribo a continuación:

Ms: Buenos días
Yo: …
Ms: ¡Buenos días!
Yo: Buenos días
Ms: Padezco de ansiedad y angustias; tengo una hija en una silla de ruedas. Por favor, dame dinero, una ayuda.
Yo: … Lo siento pero no.
Ms: ¿No me das nada?
Yo: No.

Igual que ha aparecido se ha ido. Tengo muchas razones por las que automáticamente digo no a este tipo de peticiones; la principal de ellas es que en mi pueblo me enseñaron que ante el vicio de pedir está la virtud de no dar. Pero también creo que dar dinero promueve la mendicidad (o deberíamos decir mendacidad) y que no te puedes fiar de la primera persona que te para por la calle, entre otras razones. No obstante, a pesar de que ella no ha conseguido su objetivo, su actuación me ha parecido bastante real, y ha conseguido que durante los siguientes minutos me sintiera mal. Es lo que en psicología se conoce como Teoría de la Disonancia y que tanto se utiliza en publicidad para hacerte cambiar de actitud si no quieres sentirte mal (o te compras este producto o no eres nadie).

Sin embargo poco después pensándolo fríamente me he dado cuenta de que no debía preocuparme 1) si su triste historia era cierta confío en que los servicios sociales sepan evaluar con equidad y justicia lo que esta señora y su hija necesitan para ofrecérselo conforme sea debido; no soy yo la persona adecuada para ayudarle en su situación y menos para evaluarla y solucionarla un lunes por la mañana en la parada del autobús. 2) Por otro lado si todo era una farsa me alegro de no haber caído en la trampa, su historia parecía verosímil y le deseo lo mejor en su carrera como actriz profesional. También me acuerdo de los pobres haitianos, seguramente ellos lo necesitarán más.


Nuevas personas

1 enero 2010

Con el comienzo del año solemos plantearnos buenos propósitos para mejorar nuestras vidas, me refiero a retos que siempre nos proponemos y pocas veces cumplimos: ir al gimnasio, dejar de fumar, retomar el inglés, leer más, etc. Ahora hagamos un ejercicio mental, ¿que cambiaríamos como sociedad, como país, como planeta?

Se ha hablado mucho sobre el cambio climático y la necesidad de cambiar nuestros hábitos y nuestro sistema industrial para evitar la contaminación. Pero este es sólo un ejemplo de los innumerables cambios que necesitamos como sociedad.

Hoy he visto en las noticias los primeros niños y niñas nacidos en 2010 en Aragón y en España y me pregunto qué será de aquellas personitas a las que les ha tocado nacer en otros lugares; especialmente en aquellos lugares donde las necesidades básicas no están cubiertas. En este sentido, según datos de Unicef, y gracias a los programas de ayuda al desarrollo se ha logrado que la mortalidad infantil se haya reducido notablemente aunque todavía se encuentra en torno a los 25000 niños al día actualmente. Es tarea de todos defender los Derechos Humanos y los Derechos de la Infancia. Un año nuevo lleno de oportunidades para el mundo también debería serlo de oportunidades para estos niños y niñas que apenas tienen la opción de crecer, aprender y desarrollarse como persona.